sábado, 1 de octubre de 2016

CRONICAS LEB ORO J1 | MARIN ENCE PEIXEGALEGO SE ESTRENA A LO GRANDE EN UN JORNADA MARCADA POR EL DOMINIO VISITANTE (I)

MAGIA HUESCA – LEYMA CORUÑA (73-80)

Foto: Basquet Coruña

El Leyma Básquet Coruña estrenó la temporada con una victoria en la pista del Peñas Huesca, triunfo cimentado a partir del descanso, ya que en los dos primeros cuartos los jugadores de Tito Díaz fueron incapaces de doblegar a un intenso rival, sobre todo en la faceta defensiva, que dominó y se fue a los vestuarios con una renta de seis puntos (39-33).

Se marchó el Huesca en el marcador antes del descanso, después de que el primer cuarto finalizase con empate (19-19), debido a una fortaleza bajo su aro que hacía muy complicado que los naranjas pudiesen anotar. Incluso el mayor acierto anotador permitió a los locales alcanzar una ventaja de nueve puntos (39-30), rebajada en tres puntos justo antes de la bocina.

Reaccionaron los jugadores del equipo coruñés hasta colocarse de nuevo por delante en el marcador y llegar al final del tercer cuarto con una mínima ventaja (54-57). De la misma manera discurrió el último cuarto, con el electrónico marcando una gran igualdad y con alternativas. Incluso Peñas llegó a colocarse con cuatro puntos de ventaja a falta de dos minutos para el final (69-65) del partido, que parecía el despegue definitivo de los locales.

Entonces apareció Monaghan y con un triple puso un esperanzador 72-74 a falta de poco más de un minuto. Una ventaja que poco a poco fue incrementando el Leyma hasta sentenciar con el 73-78 que todavía colocarían los jugadores naranjas antes del bocinazo final para hacerse con el primer triunfo de la temporada.

Noticia: laopinioncoruna.es


MARIN ENCE PEIXEGALEGO – MELILLA BALONCESTO (78-72)

Foto: Rafa Fariña /diariodepontevedra

Ni en el mejor de los sueños esperaba el Peixe Galego un inicio de liga como el de ayer. El entusiasmo de una grada repleta se contagió al equipo desde el primer segundo de juego. Si desde la tribuna gritaban y agitaban sus bocinas, en el parqué el quinteto dispuesto por Javi Llorente se pegaba con el rival por cada balón. Sin el concurso del omnipresente Jason Cain tenían que multiplicarse los peixiños sobre el parqué. ¡Y vaya si lo hicieron!. Desde el primer segundo dejaron claro que no venían a esta categoría de paseo, sino para competir y quedarse en ella muchos años.

La superioridad del Peixe quedó clara ya en el primer cuarto, apoyados en el acierto desde la línea de tres del debutanto Miso y Mugica que con un lanzamiento sobre la bocina puso el 23-17 con el que se llegó al final del primer cuarto. Antes, Tim Derksen se dedicó a hacer de las suyas con sus incursiones entre las torres de Melilla que veían como el rubio de Arizona depositaba con sutileza el balón en el interior de la canasta.

No bajó el ritmo el cuadro del Javi Llorente en el segundo acto, en el que Miso cedió el protagonismo a dos viejos rokeros de la escuadra marinense. Gregorio Adón y Manu Ferreiro se multiplicaban en labores defensivas y contribuían de buena manera al incesante goteo de puntos del cuadro de A Raña. El dominicano cazaba todo cuanto balón sobrevolaba el aro marinense y se lo daba rápido al base vigués que repartía juego y hasta se atrevió, con acierto, desde el perímetro. Solo unos minutos de esplendor africano cegó el acierto marinense. Arteaga y Ott se encargaron de reducir la diferencia a cuatro puntos. Un espejismo que Miso y Adón rompieron para elevar a doce puntos la diferencia entre el gandor play-off de ascenso y el recién ascendido al descanso.

Temían en A Raña haber despertado a la bestia que se ganó el curso pasado el acceso a estar en ACB, pero los únicos monstruos que salieron del tunel de vestuario eran azules y despertaban un miedo atroz en las filas visitantes que no se encontraban a gusto ni ataque ni en defensa. Solo alguna aisalada incursión a través de su juego interior pueso en aprietos a un Marín que navegabaviento en popa hacia su primer triunfo de oro impulsado por un incombustible Derksen, muy bien secundado por Adón, Mugica y Miso.

Si algo le faltaba al partido era un poco de picante. Y el despertar tardío del Melilla se lo puso. Presionaron la salida del Peixe, empezaron a capturar rebotes y hasta empezaron a meter triples. La diferencias se redujeron a la mitad y A Raña temblaba. Pero de nuevo emergió la figura de Miso y Derksen para devolver la euforia a Marín de un inicio prometedor e histórico.

Noticia: Manu Otero / lavozdegalicia.es


OURENSE PROVINCIA TERMAL – UNION FINANCIERA OVIEDO (72-77)

Foto: Carlos Domarco / COB

Victoria sufrida por parte del Unión Financiera Baloncesto Oviedo (72-77) en el complicado Pazo Dos Deportes de Ourense. El equipo de Carles Marco supo mantener la presión imprimida por la afición local y aguantó la ventaja que obtuvieron gracias a un gran tercer cuarto. Finalmente, el nerviosismo no afectó a los jugadores visitantes y suman así su primera victoria de la temporada, comenzando la misma de la mejor forma posible.

La cuenta atrás llego a su fin y el balón rodó por el Pazo Dos Deportes de Ourense, dando comienzo la temporada para el Unión Financiera Baloncesto Oviedo. Los hombres de Carles Marco cob-72-77-oviedo11buscaban comenzar el año con las mejores sensaciones, tras haber rubricado una gran pretemporada. Arrancaba la hora de la verdad.

El Unión Financiera Baloncesto Oviedo comenzaba el partido con confianza, ejecutando sus jugadas y liderando el timón del juego. La zona interior local se hacía fuerte y lograba igualar el encuentro, con un destacado Fran Guerra. Avanzaba el cuarto y el partido estaba parejo. Los de Gonzalo García se cargaron rápidamente de faltas y llevaron a los asturianos a la línea de tiros libres en numerosas ocasiones. Al final del primer cuarto, igualdad máxima, 15-15.

Con los nervios del debut liguero ya sobrepasados, arrancaba un segundo cuarto muy peleado por ambos equipos. La intensidad defensiva impedía que los ataques tuviesen fluidez y la anotación estaba siendo baja hasta el momento. No obstante, el OCB parecía tomar por momentos el mando del encuentro y forzaba el primer tiempo muerto del Ourense Provincia Termal. 21-26 a falta de 5´27 para el descanso. En los últimos minutos del cuarto, el juego se atascó y eran muchas las imprecisiones. Al final de los segundos diez minutos, ligera ventaja de los asturianos, 28-32.

Tras la pausa, la tensión volvía sobre el parqué del Paco Paz. Ningún equipo lograba grandes diferencias en el marcador, aunque era el Unión Financiera Baloncesto Oviedo quién estaba por delante. Con Johan Löfberg a la cabeza, el OCB obtuvo la máxima ventaja hasta el momento, lo que obligó a los orensanos a pedir tiempo muerto. 30-38 tras disputarse dos minutos y medio. A partir de entonces, los hombres de Carles Marco disputaron sus mejores minutos del partido, ampliando la ventaja hasta los once puntos y poniendo la máxima hasta el momento en el luminoso. Con un solo cuarto por disputarse, 51-60 para los carbayones.

Últimos diez minutos y la primera victoria en juego, por lo que la intensidad de los dos equipos no podía ser mayor. La afición orensana apretaba y dejaba claro que no iban a poner las cosas fáciles. Restando cinco minutos, el partido estaba en seis puntos, favoreciendo al Unión Financiera Baloncesto Oviedo, 60-66. Con la tensión a flor de piel, la sangre fría de la pareja de bases Dani – Fabio organizaba el juego asturiano y conseguía mantener la diferencia estable. No obstante nada estaba decidido.

Dmitry Flis lideraba a los suyos y acercaba el encuentro a falta de minuto y medio para el final, 67-69. En la recta final, fue el Unión Financiera Baloncesto Oviedo quién logró controlar mejor los tiempos y se hizo con una victoria muy sufrida pero que deja muy buen sabor de boca. Al término del partido, 72-77 para el OCB y ¡primera victoria de la temporada!

El jugador más valorado del Unión Financiera Baloncesto Oviedo fue Johan Löfberg con 16 gracias a sus 20 puntos (6/8 en t2 y 8/8 en tiros libres). Dmitry Flis obtuvo la máxima valoración por parte del Ourense Provincia Termal, sumando 26 de valoración, obteniendo 22 puntos, 1 asistencia y 10 rebotes.

El equipo asturiano disputará el martes la final de la Copa Principado en el polideportivo de Pumarín ante el Pozo Sotón de Mieres a las 20:00h.

OURENSE PROVINCIA TERMAL (72): Díaz.C (7), Kapelan.D (14), Hittle.K (2), Wright.D (6), Flis.D (22) –quinteto inicial- Jukic.Z (-), Colado.D (-), Fernández.T (-), Rodríguez.M (7), Zijverden.B (-), Mitrovic.N (-), Guerra.F (14).

UNIÓN FINANCIERA BALONCESTO OVIEDO (77): Pérez.D (12), Pérez.V (6), Löfberg.J (20), Windler.D (8), Dos Anjos.F (11) –quinteto inicial- Santana.F (7), Barro.M (4), Martinez.C (1), Salvó.M (4), Rodríguez.M (4).

Noticia: Dpt Comunicación Oviedo Baloncesto


SAN PABLO INMOBILIARIA BURGOS – ACTEL FORÇA LLEIDA (81-88)

Foto: CBM/María González

El San Pablo Inmobiliaria Burgos cuajó un partido irregular, en el que le costó identificarse y acabó pagando caro el extremado acierto de Actel Força Lleida (54% 3p). Los ilerdenses sorprendieron a los locales, que nunca estuvieron cómodos sobre el parquet, defendiendo por debajo de sus posibilidades y careciendo de fluidez en el ataque. Todo el partido a remolque. El San Pablo Inmobiliaria confiaba en poder reaccionar a tiempo y dar la vuelta al marcador antes de que fuese demasiado tarde. Sin embargo, un cúmulo de errores impedía a los burgaleses adelantarse cuando lo tenían en la palma de la mano. Solo con el 58-56 se pudo ver a los azules comandando el partido.

Así las cosas, Diego Epifanio ‘Epi, técnico del San Pablo Inmobiliaria, reconoció los múltiples errores que había padecido su equipo y que también le implicaban a él desde la dirección del mismo. “Ahora toca trabajar de lunes a domingo para que este equipo tan joven mejore y pueda darnos alegrías”, indicó en sala de prensa. Actel Força Lleida inició el partido con mucho descaro y consiguió encontrar pronto los puntos necesarios para tomar la delantera en el marcador. A pesar del acierto de Mo Soluade desde la línea exterior, con dos triples consecutivos, el San Pablo Inmobiliaria no encontraba el camino en la pintura y ‘Epi’ paró el partido (8-12). El juego de los locales no fue a mejor. El exceso de entusiasmo por agradar a una afición que volvió a responder, atenazó el ataque local, dejando el marcador al final del primer cuarto en 16 a 27.

El segundo periodo requirió de una mayor alerta por parte del San Pablo Inmobiliaria. Así, la defensa azul estuvo más intensa y consiguió frenar, en parte, la progresión anotadora de los ilerdenses (23-31). Sin embargo, el extremado acierto en el lanzamiento exterior de los hombres que dirige Borja Comenge, imposibilitaron recortar distancias. De hecho, un triple de Feliu aumentó la máxima diferencia registrada hasta el momento (25-37). ‘Epi’ no tuvo más opción que recoger a sus hombres y, esta vez sí, dar en la tecla para encontrar una reacción que se concretó en un breve parcial de 5-0 que pausó Comenge con un tiempo muerto (30-37). Pero Huskic estaba imparable y en apenas cuatro minutos hizo doce puntos que permitieron rozar la remontada al descanso (43-45).

El tercer cuarto no arrancó como era de esperar y la remontada no se hacía efectiva, a pesar de que el San Pablo estuvo rondando la canasta para conseguirlo. Sin embargo, siempre un error en ataque impedía a los locales ponerse por delante (52-55). Entonces apareció Edu Martínez desde la línea de 6,75 y dio la primera ventaja para los suyos (58-56). Poco duró la alegría para lo locales, que estuvieron demasiado expeditivos y pagaron los errores con un marcador de 63 a 69 en el final del tercer cuarto, después de un triple de los ilerdenses desde el otro lado de la cancha.

Una vez más, el San Pablo Inmobiliaria tenía que remar a contracorriente para igualar el marcador. Como en el periodo anterior, los minutos pasaban y Actel Força Lleida mantenía la estrecha diferencia, castigando la mentalidad de los locales. Tanto fue así, que en el ecuador del periodo, los hombres de Borja Comenge se pusieron 8 puntos por delante y ‘Epi’ paró el partido para corregir a sus jugadores (70-78). Los locales recortaron diferencias, gracias a un parcial de 7-1 que dejó a los azules a las puertas de la igualada (77-78). Pero, una vez más, los naranjas sacaron la cara y Miquel Feliu anotó un triple que pudo significar la puntilla al partido (79-84). Restaba menos de un minuto de encuentro y ‘Epi’ reunió a los suyos para intentar un milagro que nunca se produciría (81-88).

Superada la primera jornada, la competición volverá el próximo sábado a las 19.15 horas, con el encuentro a domicilio ante Cafés Candelas Bregán.

81 - San Pablo Inmobiliaria: Brandon Brine (5), Aegir Steinarsson (6), Mo Soluade (8), Álex Barrera (9), Javi Vega (8), Jorge García (0), Edu Martínez (11), Goran Huskic (25), Percy Gibson (4) y Álex López (5).

88 – Actel Força Lleida: Kgregor Hermet (0), Luka Rupnik (16), Jordi Bergada (0), Garrett Nevels (11), Miquel Feliu (18), Marc Rubin (6), Papa Mbaye (2), Gerard Sevillano (14), Leonardo Demetrio (18).

Noticia: Ismael del Álamo / Dpt Comunicación CB Miraflores


CACERES PATRIMONIO DE LA HUMANIDAD – QUESOS CERRATO PALENCIA (77-94)

Foto:baloncestoconp.es

Cualquier inicio de liga es complicado y a pesar que el Quesos Cerrato Palencia cuenta con una base amplia de la pasada temporada, ha tenido un periodo de acomplamiento a las nuevas caras que en el partido ante Cáceres no han sido determinantes lo que es para los palentinos una clara ventaja antes sus rivales.

En una jornada en la que solo un equipo local, Marín (con sopresa), ha vencido, los palentinos han certificado su condición de favoritos para el partido de esta noche a pesar de ser una cancha complicada siempre para los colegiales y a una pretemporada irregular, pero los de Sergio, sobretodo los de pasadas temporadas, han sido determinantes para la victoria, con el capitán Urko Otegui como mandamás absoluto del encuentro.

Precisamente Urko Otegui abría el marcador para los palentinos para abrir un espacio de intercambios de canastas, aunque los triples Parejo y Corrales mantenían a los locales con una ligera ventaja pero sin que los palentinos se dejaran ir.

Dani Rodríguez con dos canastas consecutivas ponía por delante a Palencia con algo menos de 4 minutos por delante y poco tiempo después Cáceres anotaba un tiro libre que suponía un espectacular parcial de 2 a 16 que llevaba a los palentinos al 17 a 31 del final del primer cuarto, con un triple de Zamora a falta de 3 segundos, un parcial marcado por el gran acierto exterior palentino y un Romás Bas descomunal con 14 puntos y un cuatro de cuatro en tiros de tres.

Los siguientes minutos transcurrirían aun con dominio colegial, con una máxima ventaja de los de Sergio García de 17 puntos a falta de 6 minutos y tras canasta de Maldunas, una máxima ventaja que llegaba fruto del acierto exterior e interior.

A partir de ahí Cáceres reaccionaba y apretaba un poco más en defensa, y con el acierto de Parejo con dos triples consecutivos y bajaría hasta los 7 con otro triple, en este caso de Corrales.

Despertaba el conjunto palentino con la presencia de Urko, y entre el capitán y Dani Rodríguez, que anotaba a 7 segundos del descanso, la diferencia volvía a guarismos superiores a 11 puntos, 41 a 52.

Palencia se había mostrado algo irregular pero el 77 % en tiros de tres al descanso y en general el acierto en el tiro, mantenían con justicia a los palentinos por delante en el marcador.

Tras el descanso cacereños y palentinos mantenían un primer intercambio de canasta, con los colegiales pero con una mala noticia, la tercera falta de Lamont Barnes que iba al banquillo.

Si en ataque Quesos Cerrato Palencia leía muy bien las situaciones en estático, en defensa tenían más problemas para impedir lanzamientos cómodos de los de Ñete Bohígas. Fuller, poco acertado durante los primeros 20 minutos, anotaba un triple y una canasta que impedían que los palentinos se escaparan en el marcador.

A falta de 5 minutos la ventaja palentina era de 13 puntos, 53 a 66, y a algo más de 4 se volvían a los 15. Palencia estaba mejorando en defensa. Un espectacular mate de Engström seguía haciendo crecer la diferencia para llegar al último cuarto con 16 de ventaja, 58 a 74.

Los últimos diez minutos comenzaban con un nuevo intercambio de golpes, y un cambio de 4 jugadores de Sergio García que no quería que la diferencia bajara de 10 puntos tras un triple de Sergio Pérez.

Cáceres apretaba en defensa y en dos ataques consecutivos los palentinos agotaban el tiempo sin mirar el aro, pero el que siempre está ahí, Urko Otegui, anotaba dos canastas consecutivas para situar el 67 a 80 y dar tranquilidad en ataque a los colegiales. Un seguro de vida como siempre.

Un triple de Bas y otro de Zamora a falta de algo más de 2 minutos, dejaba prácticamente sentenciado el encuentro aunque dos despistes o faltas de concentración de los colegiales, obligaba a Sergio a perdir tiempo muerto a dos minutos del final y con 71 a 86 en el electrónico. No le habían gustado nada esas dos jugadas.

Palencia manejaba sin problemas el final del encuentro y se llevaba la primera victoria por 77 a 94.

Lo mejor: Urko Otegui con un partidazo confirma siempre porque es el mejor del equipo, cuando hace más falta, pero excelentemente bien secundado por Marc Blanch y Romá Bas, fundamentales para la victoria. Precisamente el juego exterior y los altos porcentajes de tiro de los palentinos destacaron sobre lo demás.

Lo peor: Cierta irregularidad de los colegiales en defensa en un partido cómodo, y sobretodo algunas faltas de concentración defensiva y ofensiva en el último cuarto, fruto seguramente de la seguridad en el marcador.

Noticia: baloncestoconp.es

0 comentarios:

Publicar un comentario