domingo, 5 de marzo de 2017

CRONICAS LEB ORO J26 | UNION FINANCIERA OVIEDO Y SAN PABLO INMOBILIARIA BURGOS NO FALLAN Y SIGUEN ACOSANDO AL LIDER (II)

SAENZ HORECA ARABERRI - OURENSE PROVINCIA TERMAL (73-79)

Foto: laregion.es

Antes del partido suena a soberbia, pero la rotundidad del hábito condiciona ese pensamiento partido sí y partido también. Pura estadística. Ganando nueve partidos como visitante y siendo el mejor equipo de la competición en esa clasificación particular y relativa, la casualidad está fuera de esta ecuación. El COB juega mejor lejos del Pazo. Es más fiable, más efectivo, más regular. Hasta parece más guapo.

Para el novato en tareas cobistas, partidos como el de ayer en Vitoria permitirían incluso pensar en una superioridad mayor. Analizar a un equipo que se ajusta los cordones cuando el rival ya ha iniciado la carrera, pero sabiendo que al trote le basta para darle caza. Porque los locales corrían solos en el primer cuarto y con un salvaje 7 de 9 en triples no les dio más que para 11 puntos de ventaja que se esfumaron en cinco minutos.

Sin esprintar, el COB se fue ganando al descanso (38-43). A decir verdad, no esprintó en todo el partido. Porque no pudo o no quiso. Eso es otra historia.

En la primera parte Mitrovic marcó el ritmo y Wright lo cambió cuando entró en pista. El pívot lucense fue el mejor de su equipo cada vez que tuvo oportunidad, pero jugó demasiado poco. Más intenso y más contundente que Guerra. Y también más eficaz. El canario perdió la oportunidad de destrozar a un rival incapaz de defenderlo cada vez que recibía en buenas posiciones. Con un poquito de los tres y detalles de Kapelan o Díaz ya sirvió para competir.

El primer cambio de ritmo lo volvió a liderar Mitrovic (43-50), pero lo salvó el Araberri más por decelerar los visitantes que por su propia resistencia. El segundo ya no tuvo respuesta. Flis irrumpió en el partido con la frialdad y la elegancia que transmite, y Hittle clavó dos triples consecutivos que destartalaron a un rival en el que Berhanemeskel y Hearst ya no estaban tan frescos y los demás ayudan, pero poco más (61-73).

Más o menos lo de hace siete días ante el Palma, pero enfrente no había tanta oposición y con el silbato ninguna. Y Mendirorroza no es el Pazo, no olvidarlo. Aquí todo es distinto. Las victorias saben mejor, quizá porque abundan menos.

La de anoche deja al COB con un pie en los play off de ascenso, y para desgracia de sus rivales con el factor pista 'afortunadamente' en contra. Si ni el entrenador lo puede explicar con la pizarra ¿cómo hacerlo con el teclado?

Crónica: Jorge Ron / laregion.es


MARIN PEIXEGALEGO - SAN PABLO INMOBILIARIA BURGOS (79-89)

Foto archivo: María González / CBM

Se acabó. El San Pablo Inmobiliaria cierra su racha de dos derrotas consecutivas –Melilla y Coruña-, con una importante y sufrida victoria ante el Marín Peixegalego, que no demostró ser el colista de la clasificación y puso las cosas muy difíciles a los burgaleses.

El técnico burgalés Diego Epifanio ‘Epi’ ya advirtió en la previa que Marín había sido el equipo que en más aprietos había metido a sus hombres. Quizá por eso, el San Pablo Inmobiliaria afrontó el partido con la concentración necesaria para no caer en el exceso de confianza. Si bien, los gallegos llegaron a ponerse con una destacada ventaja, en un primer cuarto en el que los visitantes estuvieron inoperantes (18-5).

La reacción burgalesa, aunque se hizo esperar, lo hizo con contundencia y regularidad, dando la vuelta al partido en el segundo cuarto (30-32), y construyendo el juego que, a la postre les serviría para doblegar a un aguerrido Marín. Lo peor para los gallegos llegó en el tercer cuarto con la luxación de un dedo de la mano de Andrés Miso, que tuvo que retirarse definitivamente del partido. De esta manera, el San Pablo Inmobiliaria sigue siendo aspirante a todo y prolonga la crisis de resultados del Marín Peixegalego, que seguirá, una jornada más, como colista de la LEB Oro.

Horrible inicio de partido del San Pablo Inmobiliaria, que se sentó muy pero que muy incómodo desde el segundo uno que pisó A Raña. Los azules no sabían cómo encarar la pintura del Marín Peixegalego y los gallegos, aunque no estaban aprovechando, todo lo que podrían, las dudas de su rival, consiguieron poner un 9-0 de inicio, que fue respondido desde el banquillo de Diego Epifanio ‘Epi’, con un tiempo muerto. De poco o nada sirvió. El San Pablo Inmobiliaria siguió mostrando dudas y llegó a encajar un marcador de 18-5, que supuso la máxima diferencia del partido. Los burgaleses habían tocado fondo y su juego solo podía ir a mejor. Así, el primer cuarto se cerró con marcador de 23-13.

Sin embargo, el tiempo de instrucciones entre el primer y segundo cuarto sí fue aprovechado por los visitantes, que salieron con una versión muy diferente y marcaron serias diferencias en el juego, llegando a materializar un parcial de 7-19, que se llevó por delante toda la ventaja del Marín Peixegalego. De hecho, los burgaleses se pusieron por delante en el marcador por primera vez en lo que iba de partido (30-32). Sin embargo, la reacción de los locales, aunque se hizo esperar, llegó y contrarrestó el efecto de la remontada, llegando a cerrar el segundo cuarto un punto por delante de su rival (38-37).

Tras el paso por vestuarios, el San Pablo Inmobiliaria recuperó las mejores sensaciones del segundo periodo y arrancaron con un parcial de 3-9, que sirvió para que los hombres de Diego Epifanio ‘Epi’ volviesen a tomar el mando del partido 41-46. Una vez más, Marín reaccionó, impulsado por un Javier Múgica en estado de gracia, que llegó a clavar su sexto triple de siete intentos y puso a su equipo por delante en el marcador (53-51). Sin embargo, los destellos gallegos eran fugaces y el mejor estado de forma del San Pablo Inmobiliaria se impuso antes de que sonase la bocina del final del tercer cuarto (56-59).

Tanto trabajo puso el San Pablo Inmobiliaria sobre la mesa en los tres primeros cuartos, que hizo que no quisiese tirarlo por la borda en diez minutos. Los hombres de ‘Epi’ se pudieron manos a la obra y marcaron una diferencia que empezaba a ser sensible (60-67). Javier Llorente, técnico local pidió dos tiempos muertos en un escaso intervalo de tiempo, dada la preocupante situación para su equipo (62-73). Este segundo parón sirvió para que los gallegos marcasen un parcial de 5-0. ‘Epi’ hizo lo propio y consiguió inspirar a sus hombres, que respondieron negando a los gallegos la posibilidad de discutir el ganador del partido (69-81). Aún con todo, la presión del Marín Peixegalego y la conversión en puntos de tiros rápidos trató de poner un poco de picante más al partido (77-85). Pero el cuadro burgalés, que ha aprendido de situaciones similares, cerró el partido con suficiencia (79-89).

La próxima jornada se celebrará el próximo viernes 10 de marzo, a las 21.00 horas, en el Polideportivo Municipal El Plantío, ante el Palma Air Europa.

79 – Marín Peixegalego: Marc Bauza (2), Manuel Ferreiro (2), Jason Cain (4), Gregorio Adon (-), Javier Múgica (25), Albert Homs (-), Andrés Miso (8), Timothy Derksen (20) y Jorge Romero (5).

89 – San Pablo Inmobiliaria: Brandon Brine (2), Aegir Steinarsson (2), Mo Soluade (10), Álex Barrera (16), Javi Vega (10), Jorge García (9), Edu Martínez (3), Goran Huskic (20), Filip Toncinic (12) y Álex López (5).

Crónica: Ismael del Álamo / Dpt Comunicación C.B Miraflores


MELILLA BALONCESTO - QUESOS CERRATO PALENCIA (88-76)

Foto: Melilla Baloncesto

Partidazo en que completó el Melilla Baloncesto para llevarse la victoria ante Quesos Cerrato Palencia por 88-76 y recuperarle el average. Un victoria completa, donde el equipo rindió a un gran nivel en ambos lados del campo. El jugador más valorado de los azulinos fue Oliver Arteaga con 27 créditos de valoración, al que acompaño de manera estela Pablo Almazán que concluyó el encuentro con 25 créditos.

Melilla Baloncesto salía con las ideas muy claras desde el principio y Arteaga se convertía en el aglutinador del juego azulino y le permitía marchar por delante (9-7, min 6). Apareció un acertado Pablo Almazán para anotar dos triples desde las esquina prácticamente calcados para aumentar la diferencia (17-11, min. 7). Quesos Cerrato Palencia comenzaba a practicar un juego más agresivo de cara al aro, lo que le permitía cobrarle numerosas faltas a los Alejandro Alcoba. Aún asi, el Decano aguantaba al final del primer cuarto que se cerraba con 20-13, tras un dos más uno de Suka.

Los de la Ciudad Autónoma golpeaban de nuevo primero de la mano de Gatell que aprovechaba cada balón que recibía o conseguía rebañar en la pintura. Pero cuando mejor estaba el pivot catalán, unas molestias en el gemelo le obligaban a retirarse y entraba en su lugar Arteaga. Una canasta del canario ponía la renta por encima de los diez puntos (26-15, min. 13). Los morados reaccionaban de un Zamora muy acertado desde el exterior. A él se le sumaba Samb. Entre ambos ponían a los castellanos aun solo punto (32-31, min 18) y Dani Rodríguez ponía por segunda vez a los visitantes por delante. Melilla Baloncesto reaccionó con un triple de Suka y mate de Fall para cerrar.

Tras el paso por vestuarios, los azulinos continuaba con su plan de partido y ese pasaba por seguir castigando el juego interior con Oliver Arteaga, ya fuera para que anotara el herreño o sacar el balón a sus compañeros que nos desaprovechaban la oportunidad como en el caso de Suka o Pablo Almazán y que les permitía abrir un pequeño colchón (57-46, min 27). En el final de este tercer cuarto, los melillenses bajaron el nivel con algunas rotaciones y varias perdidas consecutiva provocaron que los palentinos se fueran al último periodo por debajo de la decena de puntos (63-55).

El Decano estaba cuajando un completísimo encuentro, pero lo mejor todavía estaba por llegar. Y eso, que Maldunas apretaba el marcador (68-65) a siete minutos para el final. A partir de ese momento llegó el vendaval melillense, que seguía serio en defensa y efectivo en ataque, llegando a anotar hasta cinco acciones de tres puntos, ya fuera con triple o canasta y adicional, de manera consecutiva (85-69) y restando menos de dos minutos para el final. El encuentro ya estaba totalmente de cara y los azulinos acabaron llevándose ante un público entregado la victoria por 88-76



Crónica: Dpt Comunicación Melilla Baloncesto


CB PRAT - UNION FINANCIERA OVIEDO (79-97)

Foto: Txell

Y tras tres derrotas consecutivas por fin llegó de nuevo la victoria para un Unión Financiera Baloncesto Oviedo que cuajó un gran partido ante el CB Prat. El equipo de Carles Marco supo reponerse a un mal arranque de partido y dominó de principio a fin el mismo. El ataque asturiano funcionó a las mil maravillas y todos los jugadores aportaron su granito de arena en una victoria que les permite coger oxígeno de cara a los próximos encuentros. El próximo sábado, el OCB, recibe la visita del TAU Castelló (18:30h).

El partido comenzó con un intercambio de canastas por parte de ambos equipos. Los dos conjuntos querían implantar su ritmo sobre el parqué y fue el CB Prat el primero en asestar un parcial a su favor. Los catalanes comenzaron mandando en el marcador 11-5 a los tres minutos de juego. Paul Jesperson hacía daño desde el perímetro anotando seis puntos en tan solo cuatro minutos de juego y contrarrestando la iniciativa local. El Unión Financiera Baloncesto Oviedo metió una marcha más en defensa y eso se tradujo en un parcial de 11-0 a favor de los asturianos que forzó el primer tiempo muerto del partido. Restando 4´31 para finalizar el primer cuarto, 11-16. Tras el tiempo muerto, el CB Prat volvió a encontrar canasta liderados por Xavi Forcada y se acercaron en el marcador. Al término del primer cuarto, un colosal Mouhamed Barro dio un empujón a los asturianos (20-27).

Comenzaba el segundo cuarto y el equipo de Carles Marco no hacía sino aumentar su intensidad. El OCB estaba dominando el rebote y circulaba bien el balón. En la zona interior, Barro y Edu Hernández-Sonseca infringían mucho daño a los rivales y todo esto llevó a colocarles once puntos arriba a los cuatro minutos del segundo cuarto, 25-36. Era la máxima del partido hasta el momento. El CB Prat remaba a contracorriente e impedía que el equipo carbayón se fuese en el marcador. Los catalanes aguantaban las acometidas visitantes y mantenían estable la diferencia de diez puntos. No obstante, el acierto del OCB desde el perímetro, estaba siendo asombroso y eso les llevó a ponerse hasta 16 puntos por encima. Al descanso, 41-53.

Comenzó el tercer cuarto con dos triples consecutivos del Unión Financiera Baloncesto Oviedo y es que el CB Prat no encontraba la manera de parar a los tiradores del OCB. Sin embargo, Xavi Forcada cogió el timón de los suyos y volvía a acercarles. Mouhamed Barro entraba en pista y revitalizaba el ataque asturiano volviendo a poner el +15 a favor del OCB. A falta de 3´47 para el final del tercer cuarto, 51-66. A partir de entonces y hasta el final del cuarto, los dos equipos disfrutaban de buenos momentos en ataque, con transiciones rápidas y la diferencia se mantenía estable. A falta de disputarse los últimos diez minutos, 60-75.

No comenzó bien el último cuarto para el Unión Financiera Baloncesto Oviedo y es que el CB Prat anotó un parcial de 7-0 a favor y se volvió a meter de lleno en el partido. A falta de 8´35, reducían la ventaja a los ocho puntos (67-75). Tras el tiempo muerto, el OCB cambió de dinámica y parecía recuperar la intensidad que había presentado a lo largo de todo el partido. Era el día de Barro y el senegalés lo demostraba una y otra vez hundiendo el aro cada vez que tenía oportunidad. Sin embargo, el CB Prat no se iba a dar por vencido y a falta de seis minutos volvía a bajar de la barrera de los diez puntos, 73-82. A falta de tres minutos, el Unión Financiera Baloncesto Oviedo disfrutaba de un +14 que parecía ya definitivo. Y así fue, las últimas acciones terminaron de decantar el partido del lado asturiano y finalmente se impusieron 97 a 79 al CB Prat.

El jugador más valorado del Unión Financiera Baloncesto Oviedo fue Dani Pérez tras sumar 29 de valoración. El base catalán anotó 19 puntos, capturó 4 rebotes y dio 8 asistencias. Xavi Forcada fue el jugador más valorado del CB Prat tras obtener 30 de valoración (21 puntos, 5 rebotes y 5 asistencias). Mención especial también merece Miquel Salvó, quien disfrutó de nueve minutos tras tres jornadas sin poder participar debido a unas molestias en la espalda.

UNIÓN FINANCIERA BALONCESTO OVIEDO (97): Pérez.D (19), Sans.A (-), Löfberg. J (23), Jesperson.P (9), Dos Anjos.F (10) –quinteto inicial- Martínez.C (4), Hernández- Sonseca.E (7), Barro.M (17), Pérez.V (3), Santana.F (5), Salvó.M (-).

CB PRAT (79): Forcada.X (21), Christoffe.T (4), López.X (22), Ortega.P (19), Marti.G (-) –quinteto inicial- Costa.S (1), Moix.X (-), Amo.O (-), Sesé.M (4), Ros.A (-), Nikolic.M (8).

Crónica: Dpt Comunicación Oviedo Baloncesto

0 comentarios:

Publicar un comentario