jueves, 13 de abril de 2017

CRONICAS LEB ORO J32 | QUESOS CERRATO VENCE PARA SEGUIR EN LA LUCHA MIENTRAS QUE EL LEYMA CORUÑA SE ASEGURA EL PLAYOFF DESDE EL TRIPLE (I)

OURENSE PROVINCIA PERMAL - QUESOS CERRATO PALENCIA (68-76)

Foto: laregion.es

Tras la derrota ante el Barcelona era fundamental llevarse el triunfo de Ourense, ante un rival y entrenador, que siempre había puestos las cosas muy difíciles a los palentinos y en un encuentro donde Palencia fue de menos a más, acabó imponiéndose por desgaste y por afrontar los últimos minutos con mucha mayor tranquilidad.

Fue un bonito encuentro, más que alto de calidad sí de intensidad, pero con ambos irregulares de cara al aro, y donde la nota positiva del encuentro fue el buen nivel en general de Palencia, donde varios jugadores tomaron el protagonismo durante el encuentro, como Maldunas en la primera parte, Samb todo el encuentro, Zamora en la segunda parte y en la recta final del partido, Josep Pérez y sobretodo Marc Blanch.

Partido que se iniciaba con intercambio de canastas,y que gracias a la gran tecnología de CanalFEB los primeros minutos del encuentro los aficionados debían seguirlos por Baloncesto en Vivo ya que la conexión era imposible. No sería hasta la segunda parte que se podría ver ya con normalidad.

En definitiva cada canasta de un equipo era contestada por el otro, con intercambios de ventaja y avanzando los minutos sin que ninguno tuviera el control. Mediado el cuarto Palencia mandaba por dos puntos tras canasta de Maldunas, unos primeros minutos con Bas y el propio Maldunas protagonistas ofensivos del equipo.

Pasado el ecuador del primer cuarto llegaba una mala noticia, Blanch entraba por Zamora que se lesionaba y se retiraba al banco, aunque todo quedaría en un susto.

Palencia apretaba en los minutos finales para finalizar el cuarto con 22 a 27 con un triple de Samb, el segundo de su cuenta en esos diez primeros minutos, y con el solo lunar de la defensa sobre el anotador Mitrovic que finalizaba el cuarto con 11 puntos, la mitad de los de su equipo.

Intentaba mejorar el conjunto palentino en defensa pero lo que mejoraba en ella lo perdía en ataque y Ourense rápidamente daba la vuelta al marcador tras una dudosa antideportiva de Romá Bas que situaban a Ourense con 34 a 31 y un buen atasco ofensivo palentino.

Maldunas anotaba tras el tiempo de Sergio García a poco menos de cuatro minutos para el final y un triple de Dani Rodríguez a 40 segundos establecía el empate a 39. Ourense anotaba tras tiempo muerto y los palentinos intentaban lo propio pero se llegaba al descanso con 41 a 39 tras agotar la posesión los palentinos sin lanzar a canasta.

La señal de televisión volvía tras el descanso y por fin los aficionados palentinos podían ver el partido y las evoluciones del Quesos Cerrato Palencia.

La segunda parte se iniciaba con fallos de ambos conjuntos, hasta que a los dos minutos anotaba Flis para Ourense y poner el 43 a 39. Los gallegos aumentaban la dureza defensiva y algunos jugadores colegiales la sufrían aunque tampoco se encontraban buenas soluciones ofensivas.

Algo más de tres minutos tardaba en anotar el conjunto palentino, un robo de Barnes a mitad de cancha le permitía asistir a Bas que en la contra anotaba los dos primeros puntos del tercer cuarto.

El tercer triple de Samb ponía a los palentinos a un solo punto y una buena defensa palentina permitía la contra y que de nuevo Samb anotara tras asistencia de Zamora, 45 a 46 a mitad de cuarto y una canasta de Bas obligaba a Gonzalo García a parar el partido con 45 a 48. Guerra se encaraba con el técnico vasco, que iba al banquillo y ya no jugaría más en el encuentro.

El cambio por Wright surtía efecto y el jugador de Ourense, que hizo daño todo el partido, anotaba demasiado cómodo; la dinámica palentina era positiva pero algunos fallos, como dos pérdidas consecutivas, permitían a Ourense volverse a poner por delante. Tras un breve intercambio de canastas, una última acción palentina, de Maldunas, llevaba a los palentinos al último cuarto con un punto de renta, 53 a 54.

Arrancaba el cuarto de la mejor forma posible situándose 53 a 57 tras triple de Samb, pero una pérdida de Josep le hacía cometer una antideportiva a Maldunas que situaba Ourense a un punto de los palentinos con el tiro libre anotado y la canasta posterior.

Pero Palencia se encontraba cómodo en ataque y Zamora más, este anotaba con una gran acción individual sumando un alley hoop de Samb tras asistencia del propio venezolano y otra vez Samb, completaba el parcial para situar a Palencia con 58 a 63 obligando a Gonzalo García a pedir su segundo tiempo de la segunda parte.

Josep Pérez, que no había tenido suerte en algunos momentos, anotaba un triple al borde del ecuador del cuarto para poner el 60 a 66, seis puntos de ventaja que no lograba ampliar Palencia a pesar de tener hasta tres opciones de tiro tras sendos rebotes ofensivos.

Sergio García pedía tiempo muerto a falta de 2:54 y 64 a 66 y mano de santo ya que Blanch anotaba un triple que daba respiro a los palentinos, y en los últimos instantes, Palencia lograba controlar las prisas para anotar y un triple de Blanch a falta de 23 segundos, sentenciaba el encuentro, una nueva victoria como visitante. Kapelan aun anotaría una canasta más y Barnes sobre la bocina dejaría el 68 a 76 final.

En definitiva, Palencia vuelve a la senda de la victoria y lo hace como visitante donde lleva ya 10 victorias, el mejor de la liga a falta de los encuentros que restan esta semana.

La próxima jornada Palencia recibirá al Calzados Robusta en un encuentro fundamental para la permanencia para el conjunto riojano de Bravo, Garrido y Laso.

Crónica: baloncestoconp.es


LEYMA CORUÑA - TAU CASTELLO (89-76)

Foto: Basquet Coruña

Play off. Por fin la meta alcanzada. La victoria del Leyma Coruña ante el Tau Castelló certifica matemáticamente su presencia en la lucha por el ascenso a la ACB, lo que parecía cantado durante todo el curso pero que se fue complicando según avanzaban las jornadas con un par de baches de juego. Con dos partidos para que termine la temporada regular, además, los naranjas todavía aspiran a objetivos más ambiciosos, como alcanzar uno de los puestos de cabeza de serie para los cuartos de final. Aunque quedan palabras mayores, como la visita al líder Retabet de la próxima semana, para cerrar en casa dentro de dos frenta al Melilla.

Eso es el futuro más inmediato del conjunto de Tito Díaz, pero con el alivio de ya saberse dentro gracias al triunfo de ayer. Con muchas luces, pero también con alguna sombra. Lo bueno lo puso el quinteto inicial. Con ellos en pista, la diferencia entre uno y otro equipo era abismal. La dirección de Zach Monaghan, los robos y la defensa de Ángel Hernández, la clase de Gediminas Zyle y, sobre todo, los triples de un desatado Filip Djuran, que marcó 8 para 26 puntos totales, y la intimidación bajo tableros de Kyle Rowley, que completó su mejor partido tras su regreso al equipo, con un doble doble de 19 puntos y 11 rebotes.

En él debe, la escasa aportación de la segunda unidad, que incluso pudo haber costado un partido que había estado controlado en todo momento. Una especie de desdén unido a la cierta relajación por el resultado, con 19 puntos de ventaja, costó a los coruñeses un parcial de 0-16 que dejó al marcador temblando en un 71-68 que se mantuvo durante varios minutos. El Tau Castelló pudo empatar, sobre todo porque su mejor baza del encuentro fueron los triples. Pero aparecieron de nuevo los enchufados titulares para solucionar la papeleta. Djuran anotó un triple y Rowley firmó un 2+1 y otras dos canastas bajo tableros. Una secuencia rematada por otro triple de Djuran para un 84-71 (parcial de 13-3) que instaló una ventaja ya definitiva hasta el 89-76 final, con triple casi sobre la bocina de Sabonis.

Fueron los últimos minutos de un partido que aunque igualado por fases, siempre tuvo color naranja. Los visitantes se mantenían en él merced a sus triples. Metieron casi más canastas de tres puntos que de dos, 13 por 14, un dato sorprendente. También tuvieron su momento en el segundo cuarto, cuando su técnico puso en pista a sus hombres más altos. El rebote cayó de su lado y limaron el marcador hasta un 38-36 que obligó a Tito Díaz a pedir tiempo muerto. La reacción comenzó con un triple de Justin Johnson, que repetiría minutos más tarde con una canasta de Sergio Olmos por el medio para que los locales fueran al descanso siete arriba (46-39). Dos oportunidades. El Leyma en cambio tuvo todo un partido y ahora, más de una semana para preparar el duelo contra el líder.

Crónica: M.V / laopinioncoruna.es

0 comentarios:

Publicar un comentario