lunes, 29 de mayo de 2017

CRONICAS LEB ORO FINAL J4 | QUESOS CERRATO PALENCIA PONE LA DIRECTA Y SE CLASIFICA PARA LA GRAN FINAL, MVP URKO OTEGUI (PALENCIA) 21 DE VAL

QUESOS CERRATO PALENCIA - UNION FINANCIERA OVIEDO (86-71) (3-1)

Foto: Marta Moras / elnortedecastilla.es

El Quesos Cerrato Palencia ya está en la final del ‘play off’ de ascenso a la ACB.

Lo consiguió ayer, tras ganar de manera incontestable a un Unión Financiera Oviedo que esta temporada solo podrá guardar en sus vitrinas el trofeo como campeones de la Copa Princesa. Ayer se desplazaron hasta tierras palentinas cerca de 200 asturianos, que querían ver a su equipo al menos ganar uno de los dos encuentros en Villamuriel, pero no tuvieron esa suerte.

El Quesos Cerrato no quería sorpresas, no quería ir a por el quinto partido a Oviedo, y salió a por todas. Empezó el encuentro con un pabellón Padre Adolfo Nicolás que presentaba el mejor aspecto hasta la fecha, tan solo quedaban asientos libres en el fondo norte. Las gradas estaban repletas de palentinos que llevaron a su equipo en volandas, hicieron la ola y disfrutaron con los cánticos de apoyo a un conjunto que mostró su mejor cara.

Ayer se adelantaron 0-2 los ovetenses, pero a partir de ahí fueron todo ventajas palentinas. En lo que sí lideraron fue en faltas, salieron a por el partido costara lo que costara, dieron mucha leña al principio, pero los árbitros no se lo consintieron y cuando no habían transcurrido ni tres minutos ya estaban en el bonus. Eso benefició a un Quesos Cerrato Palencia que salió muy concentrado y metido en el partido. Urko Otegui ejerció como líder de los morados en un primer momento, con ocho puntos en el primer cuarto. Le seguían Romà Bas y Marc Blanch, que también anotaban en los primeros minutos. El Oviedo no arrancó bien y lo pagó al final. La anotación de los palentinos y su defensa hacían que poco a poco la brecha con los visitantes fuera mayor. El primer cuarto acabó con un 29-21 en el electrónico, que reflejaba fielmente el dominio morado.

En el segundo cuarto un hombre destacó por encima del resto. Gabas Maldunas, que salió desde el banquillo, tuvo ayer uno de sus mejores días con la elástica morada. Suyo fue el tiro que ponía el 35-23 cuando todavía restaban 7:45 de cuarto. Joan Tomàs también se unió a la fiesta anotadora. El ala-pívot mallorquín es otro de los que está acabando la temporada de una manera espectacular. Y con un triple cuando restaban 6:42 obligó al técnico ovetense a solicitar un tiempo muerto. Las sensaciones para los palentinos eran inmejorables. La ventaja llegaba hasta los doce puntos, pero lo mejor de todo es que parecía que en el Oviedo nadie encontraba la solución a lo que les estaba sucediendo. Ni Dani Pérez, muy bien hasta ayer, conseguía desatascar la situación. El ex morado cerró este segundo cuarto con cero puntos, algo inusual en él.

Tras el tiempo muerto, sí mejoró un poco el panorama para los visitantes. Pero poco después era Jhornan Zamora quien con otro triple volvía a poner al Quesos Cerrato +13. Al descanso se llegaba con un 54-39 que hacía pensar en una clara victoria, incluso para los más pesimistas.

En los vestuarios, Sergio García debió recordar a sus jugadores lo que les pasó el viernes en el tercer cuarto, cuando de un plumazo perdieron toda su ventaja. Esta vez la película no se iba a repetir. En el guion ponía que había que salir intensos y así fue. La pareja de veteranos formada por Blanch y Otegui se encargó de demostrar a los más jóvenes cuál es el camino a seguir. Y los Pérez, Samb o Maldunas obedecían a la perfección a un Sergio García que ayer estaba sudando menos, o al menos no por el sufrimiento, sino por el calor que hacía en el pabellón.

Los minutos pasaban y todo seguía igual, con un Quesos Cerrato que dominaba y un Oviedo que ya estaba pensando más en el duro viaje de regreso. Se llegaba a los minutos decisivos con una ventaja de 17 puntos, que había llegado a ser de 22 incluso.

El Padre Adolfo Nicolás era una fiesta, se hacía la ola, se cantaba y se disfrutaba con cada canasta. El público ya no podía estar con el culo pegado al asiento, y los saltos y los abrazos eran los gestos habituales en la grada. Zamora y Maldunas seguían bien en anotación. Valge, que apenas ha jugado esta temporada, entraba a la pista para deleitar al público con otro triple. Al final, marcador de 86-71 y a pensar ya en una final que arrancará en Burgos, contra el equipo de un Diego Epifanio presente ayer en Villamuriel.

Crónica: Daniel de la Torre / elnortedecastilla.es


MVP JORNADA

TOP 5 DE VALORACION

Urko Otegui.
Foto: FEB.es

MVP URKO OTEGUI (PALENCIA) 21 DE VALORACION

2-Gabrielius Maldunas (Palencia) 20.

3-Marc Blanch (Palencia) 19.

-Eduardo Hernández-Sonseca (Oviedo) 19.

4-Dani Pérez (Oviedo) 16.

5-Felipe Dos Anjos (Oviedo) 13.


Foto: FEB.es

0 comentarios:

Publicar un comentario