domingo, 21 de enero de 2018

CRONICAS LEB PLATA J18 | HLA ALICANTE ASALTA EL PALACIO DE LOS DEPORTES DE GRANADA Y APRIETA LA CABEZA DE LA LIGA (II)

COVIRAN GRANADA - HLA ALICANTE (77-83)

Foto: Agencia Garnata

Derrota del Coviran Granada por 77–83 ante el HLA Alicante. El encuentro estuvo marcado por el acierto exterior de los visitantes durante un primer tiempo en el que sumaron 33 de sus 46 puntos desde la línea de 6,75. Pedro Rivero y Álvaro Lobo anotaron 43 de los 83 puntos de su equipo y dejaron sin premio el imperial partido de Devin Wright. El lucense anotó 24 puntos, capturó 14 rebotes y recibió 10 faltas para irse hasta los 36 de valoración.

Avisó el HLA Alicante de las intenciones que tenía sobre el parqué del Palacio de Deportes ya en el primer minuto de juego. Eloy Almazán puso por delante al equipo de Pablo Pin, pero Álvaro Lobo inició el festival del triple. El testigo del escolta lo cogió Pedro Rivero con dos triples seguidos. Maodo Nguirane anotó cuatro canastas consecutivas que mantuvieron al Coviran Granada en el partido (9-11). Outerbridge puso la máxima diferencia para su equipo con un nuevo lanzamiento de tres puntos (11-17), pero entre Eloy Almazán, David Iriarte y Devin Wright devolvieron el mando del partido a los nazaríes (18-17). Una canasta de Kingsley dejó el resultado en 18-19 al final del primer cuarto.

Cinco puntos seguidos de Devin Wright obligaron a David Varela a pedir tiempo muerto (23-19), pero los visitantes seguían acertados desde el triple y lograron un parcial de 2-13 (25-32) liderado por Nacho Díaz y Rivero. Carlos de Cobos, con dos triples seguidos, y Maodo Nguirane con una nueva canasta pusieron el 33-35 en el marcador. Dos triples de Lobo y otro de Manu Rodríguez dejaron el marcador en 42-46 al intermedio.

La salida en tromba de los visitantes en el tercer cuarto les permitió lograr un parcial de 2-9 (44-55). Pablo Pin paró el partido, pero Lobo siguió sumando de tres en tres y aumentó la diferencia hasta el 50-68 gracias a la aportación también de Sidibe. Alo Marín y Alejandro Bortolussi dejaron el resultado en 53-71 para la disputa de los últimos diez minutos.

Lobo y Tomás Fernández pusieron el más 20 a favor de los suyos a falta de 8 minutos para el final, pero ahí llego la reacción rojinegra. Pablo Pin apostó por Germán Martínez y Carlos Corts para aumentar el nivel defensivo y los dos granadinos activaron también al resto de sus compañeros. El HLA Alicante ya no veía aro con tanta facilidad y el Coviran Granada fue disminuyendo su desventaja poco a poco por un medio de un imparable Devin Wright (24 puntos y 14 rebotes). Un triple de Corts puso a su equipo a solo cuatro puntos a falta de un minuto, pero los visitantes sentenciaron desde el tiro libre para acabar venciendo por 77-83.

Con esta derrota el Coviran Granada pasa a ocupar el tercer puesto de la clasificación, aunque con las mismas victorias que su verdugo de hoy. Los de Pablo Pin reciben la semana que viene al Fundación Globalcaja La Roda en la final de Copa, que se celebrará en el Palacio de Deportes el domingo 28 de enero a las 12:30 horas.

Coviran Granada: Eloy Almazán 8, Alejandro Bortolussi 8, Manu Rodríguez 3, Maodo Nguirane 12 y Carlos de Cobos 6 – quinteto titular – Carlos Corts 5, Germán Martínez 0, Alo Marín 9, Devin Wright 24 y David Iriarte 2.

HLA Alicante: Pedro Rivero 20, Álvaro Lobo 23, Orion Outerbride 11, Jorge Lafuente 0 y Amadou Sidibe 11 – quinteto titular – Tomás Fernández 4, Kingsley 2, Nacho Díaz 7 y Zach 5.

Crónica: Dpt Comunciación Fundación C.B Granada


AQUIMISA LABORATORIOS-QUESO ZAMORANO - ACEITUNAS FRAGATA MORÓN (80-77)

Foto: C.B Morón

Otra derrota fuera de casa. El excelente primer tiempo del equipo no se tradujo en la segunda mitad, en la que Aquimisa Laboratorios Queso Zamorano remontó un -11 para ponerse por delante. Esto anuló por completo al equipo moronense, que no supo gestionar bien esa ventaja, notando en exceso la falta de aporte de jugadores clave durante el resto de partidos. Es una derrota extraña, que afecta poco al equipo gracias a los resultados de la jornada, pero que vuelve a incidir en esa losa psicológica del equipo fuera de casa. Imperiales Erving y, sobre todo, Hansen para que su equipo sumase una importante victoria.

La primera parte tuvo dos caras. En el primer cuarto Aceitunas Fragata Morón y Aquimisa Laboratorios Queso Zamorano disputaron un encuentro muy igualado. Tan igualado que, de hecho, terminó con el marcador en empate. Empezaba el equipo local dando muestras de una de sus especialidades, el tiro de tres. Se encontraban cómodos los jugadores de Zamora, y eso se reflejó en el primer tanteo. No obstante, Aceitunas Fragata Morón se enganchaba rápido al partido de la mano de los triples de Jiménez y Rigo. Ahí había un intercambio importante que dejaba el parcial de los diez primeros minutos con empate a 18.

En el segundo cuarto se desató el espectáculo de José Alberto Jiménez. Triple tras triple tras triple consiguió hacer una brecha importante en el marcador. Eso lo posibilitó, además, el grandísimo trabajo en defensa de Volodomyr Orlov, una auténtica pesadilla para el equipo local. El ucraniano lideraba el trabajo atrás del Aceitunas Fragata Morón, secando al máximo al CB Zamora, que se mantuvo unos seis minutos sin anotar puntos. Solo Ervin y Asanin pudieron cortar la racha con 4 puntos que ponían el +11 en el marcador para Aceitunas Fragata Morón en el descanso, 31-42.

Pero el tercer cuarto comenzó con un auténtico cortocircuito. Un parcial de 21-5 en los primeros 6 minutos de partido dio un vuelco radical al encuentro. Los jugadores de Aceitunas Fragata Morón estaban igual de negados en la anotación que Zamora en el segundo cuarto, pero además también perdieron la excelente defensa de la primera parte (si no, no se explica esa debacle, porque Zamora es un equipo potentísimo, pero no tanto como para una remontada tan radical). El equipo se marchaba a los diez minutos finales con una desventaja de un punto, todo por decidirse, pero las sensaciones del partido no eran positivas. 57-56.

El último cuarto comenzó con el mismo tanteo entre los dos equipos del primero, respondiendo cada equipo a las canastas que anotaba el contrario. Pero, en esa pelea, Aceitunas Fragata Morón tenía el hándicap que hemos comentado antes: jugadores que, normalmente promedian más puntos, no tuvieron su día, y otros parecen jugar con más comodidad al calor del Alameda. Por si fuera poco, uno de los mejores jugadores de la liga, Chris Hansen, empezó a imponer su ley desde casi todas las facetas del juego: defensa, dirección, triples, por dentro, tiros libres… Impresionante lo del americano. El partido parecía decantarse definitivamente para Zamora, pero buenas acciones de Javi Marín, Ted Hinnenkamp y, sobre todo, un triple importantísimo de Taylor Cameron, dieron opciones reales para que Aceitunas Fragata Morón pudiese forzar la prórroga. 4 segundos por delante y posesión, con tres de desventaja… pero un error de Tomeu Rigo en el pase acabó por finiquitar el partido, que le viene fantástico a Aquimisa Laboratorios Queso Zamorano (ojalá otra remontada espectacular como la del año pasado; es un equipo muy interesante que siempre aporta, aunque nos hayan perjudicado hoy) y que ahonda en la «crisis» externa para Aceitunas Fragata Morón.

Crónica: C.B Morón


ÁVILA AUTÉNTICA-CARREFOUR ´EL BULEVAR' - REAL MURCIA BALONCESTO (76-66))

Foto: David Castro / diariodeavila.es

El Ávila Auténtica supo gestionar mejor los cinco minutos de añadido ante el Real Murcia y transformó la igualdad con la que llegó al final del tiempo reglamentario en una ventaja de diez minutos cuando se produjo el bocinazo definitivo. Un partido muy igualado, luchado de poder a poder, que cuando parecía perdido tuvo en el venezolano Harold Cazorla al hombre que forzase la prórroga.

Importante la victoria conseguida en la tarde del sábado por los de Sergio Jiménez que tuvieron que sobreponerse a las bajas desde el inicio de ‘Sidao’ Santana y Alexander Bak, con dos jugadores tocados como Guillermo Mulero y Kyle Hittle.

El primer cuarto comenzó con un 4-0 anotado por Matt Wilson, con más minutos bajo el aro de lo habitual por la ausencia de ‘Sidao’. El balón se iba alternando dentro de una u otra canasta pero con una diferencia de siete puntos a favor de los locales (15-8) cuando se estaba a punto de llegar al ecuador del período inicial. Entonces el equipo pimentonero, apoyado en Chris Matagrano y Jorge Lledó, contrarrestó el marcador verderón donde la aportación de Berni García fue la más destacada, hasta el punto que al final del choque sería el jugador más valorado y el máximo anotador del Ávila Auténtica con 17 puntos. El caso es que el Real Murcia igualaba el luminoso a 20 cuando aún restaba 2:40 para el final del período, sin que en todo ese tiempo ni uno ni otro contendiente lograse encestar.

En el arranque del segundo cuarto un triple de Matagrano ponía por primera vez por delante a los murcianos (20-23). Pero el Óbila no bajaba la guardia y daba la vuelta al resultado (26-23) provocando el tiempo muerto del equipo visitante que respondía con un triple de Joseph Flannery. A falta de 1:48 el marcador estaba nivelado a 30. Entonces el equipo abulense anotaba un 5-0, con Cazorla metiendo desde la línea de 6,75 y Njegos Sikiras encestando de dos. Las sensaciones eran muy parecidas en los dos contendientes, aunque a los vestuarios el que iba por delante era el Ávila Auténtica (35-30).

Y a la vuelta del descanso, Ignacio Ballespín sumaba un mayor acierto con dos triples en menos de un minuto, poniendo la ventaja de los de Sergio Jiménez en ocho (41-33). El ex verderón Juan Ballesta anotaba un triple y Juan Ignacio Jasen sumaba dos puntos más, recortando la diferencia, aunque el Ávila Auténtica aguantaba el tirón y se iba a los diez últimos minutos con una mínima renta de tres (48-45).

La igualdad presidía el último cuarto, pero los aciertos de tres puntos de Kevin Franceschi volvían a colocar otra vez por delante al Real Murcia (54-56). Berni atinaba desde la línea de 6,75, con Jasen sin perder comba en la canasta abulense, de modo que a falta de 35 segundos iba con un luminoso favorable de 59-62, pidiendo tiempo muerto Álex Castro. Los tiros libres por las personales caracterizaron los últimos segundos. No fallaba Cazorla y Matagrano convertía uno de dos. Con 61-63 paraban de forma consecutiva el juego los dos entrenadores y a seis segundos del límite, Cazorla lograba igualar a 63 y con ello forzar la prórroga.

Una prolongación en la que no dejó de pisar el acelerador el Ávila Auténtica que con los triples de Ballespín y Hittle empezaba a establecer una considerable distancia -con la ausencia en el bando contrario de Matagrano por cinco personales-, teniendo a Berni anotando en los tiros libres y Wilson rematando la victoria con un mate tras asistencia de Cazorla, que sentenciaba el encuentro con la máxima ventaja del partido (76-66).

76 ÁVILA AUTÉNTICA CARREFOUR EL BULEVAR: Harold Cazorla (17), Jon Ander Aramburu (10), Ignacio Ballespín (13), Matt Wilson (7), Berni García (17) -cinco inicial-, Kyle Hittle (8), Guillermo Mulero (0) y Njegos Sikiras (4).

66 REAL MURCIA BALONCESTO: Filip Knezevic (9), Juan Ballesta (0), Juan Ignacio Jasen (7), Jorge Lledó (9), Kevin Franceschi (12) -cinco inicial-, Samuel Alcaraz (3), Juan José Coello (0), Chris Matagrano (19) y Kevin Franceschi (12).

Crónica: López Manrique / deportesenavila.blogspot.com.es


CAMBADOS CIDADE EUROPEA DO VIÑO - REAL CANOE N.C. (56-67)

Foto: Mercedes Rolán / diariodearousa.com

Quinta derrota consecutiva del Xuven, que ayer cedió en O Pombal ante el Real Canoe en un partido marcado por las asusencias en los locales. La pérdida esta semana del pívot noruego Karamo Jawara, que ayer ya jugó a gran nivel con su nuevo equipo de Leb Oro, y la lesión de Samu Barros, que no pudo actuar, mermaron las opciones de los locales. El Xuven jugó un primer cuarto fantástico, luego fue claramente a menos, y aunque estuvo en el partido hasta bien entrada la segunda parte, en cuanto los madrileños abrieron una pequeña brecha con dos triples seguidos de Ndiaye, la resistencia amarilla cedió.

La diferencia física en la pintura y el desacierto en el tiro exterior (1/19 en triples), condenaron al equipo de Chiqui Barros pese a su esfuerzo en la pista que al final premió su público con una ovación.

El Xuven salió muy enchufado, jugando con mucho ritmo físico, anotando en transición, con Yago Estévez haciéndose grande abajo, Juanchi excepcional en sus bandejas y Sevillano, Will y Bello yendo también con determinación hacia canasta. Tras seis minutos de juego, los locales mandaban 15-4 obligando al técnico de los madrileños a parar el partido.

El primer problema para Barros fue la segunda falta de Yago Estévez en el primer cuarto, que lo mandó al banquillo. El Canoe cargaba el juego sobre su pívot Chema Gil al poste. Pero la energía local les permitió resistir, ganando la batalla del rebote y un con canasta sobre la bocina de Reyes cerraron el parcial con su máxima ventaja, 23-11 (11/13 en tiros de dos).

En el segundo cuarto llegó la reacción visitante. La presencia del pívot Osas Ehgitor en la zona intimidó a los locales, que dejaron de anotar bandejas. En el tiro exterior no estuvieron acertados (0/7 en triples al descanso). A los buenos ajustes defensivos, los madrileños sumaron ventajas en ataque, con el propio Osas y sobre todo con Tyson Pérez, que anotó 8 de los 21 puntos del Canoe en el segundo cuarto y empezó a convertirse en el gran protagonista de un partido se igualó (30-30). Con el regreso a pista de Yago Estévez el Xuven volvió a encontrar soluciones para anotar cerca de canasta y recuperó solidez también debajo de su aro. Se niveló la pelea por el rebote en los últimos minutos tras el claro dominio que estaba teniendo el Canoe. El Xuven se fue 34-32 arriba al descanso, aunque la peor noticia fue la tercera falta cometida por el propio Estévez.

El Xuven inició la segunda parte sin Yago, Canoe se puso por primera vez por delante tras un mate de Tyson (34-36). Luego del tiempo muerto local, el Xuven se recuperó y el partido se trabó, con problemas para anotar a los dos lados del campo. Apenas llevaba unos segundos en pista Estévez cuando cometió la cuarta falta, por lo que se fue al banquillo de nuevo (42-42). El tercer parcial estuvo marcado por los numerosos errores en ambos equipos y sus problemas para anotar. Justo cuando se consumía el parcial, todo cambió. Legaron dos triples de Ndiaye y una posterior canasta de Tyson tras rebote ofensivo. Canoe se fue de 8 rompiendo el partido (42-50).

Aunque el Xuven salió dispuesto a pelear en el último cuarto, anotando dos canastas tras rebote de ataque, pronto se vio incapaz de frenar a su rival atrás. Al trabajo en la pintura de Chema Gil le dio continuidad Ehgitor. Contra las alternativas defensivas locales, los madrileños conseguían anotar desde fuera, por lo que se pusieron 10 arriba. A partir de ahí fue un quiero y no puedo del Xuven, que perdió a Estévez por faltas. Barros optó por jugar sin pívots, con Gerard de cuatro y Will sobre Ehgitor. No dio resultado y el británico cometió la quinta, por lo que también se fue al banco. El partido entró en los últimos minutos finiquitado, con el Canoe manteniendo sin problemas la renta en la decena y dominando el juego. El cansancio pasó factura al Xuven, que se entregó y peleó pero le faltó acierto para meter los triples.

Ahora llega el parón por la Copa y el club deberá fichar al recambio de Jawara.

Crónica: G.S / diariodearousa.com

0 comentarios:

Publicar un comentario